Conferencia y Demostración sobre Artes Marciales Clásicas del Japón, por el Mtro. Marcos A. Sala Ivars (UCM-GIA)



Koryū bujutsu: Enseñanza marcial samurái del siglo XII al XIX
                    

Pese a que el título de samurái solía gozar de un carácter hereditario, podemos afirmar que un samurái no nacía, sino que se educaba. La educación que recibía un miembro de la nobleza guerrera japonesa iba a depender de su grado de importancia dentro de esta clase social así como de la época que le tocó vivir.
La enseñanza del samurái venía establecida por el carácter bunbu ryōdō, que hace referencia a la equidad entre teoría y práctica, marcialidad y cultura, artes y guerra… una serie de dualismos muy presentes en la sociedad nipona y especialmente visibles en la sociedad samurái.
La parte relativa al bun incluía enseñanzas de idioma, no sólo el propio japonés sino también el chino clásico. El estudio de la lengua incluía la lectura y memorización tanto de textos filosóficos como de poemas y relatos literarios. En paralelo a la lectura, la escritura, plasmada en la caligrafía ocupaba también una parte importante de la enseñanza. A lo largo de su vida, los samurái complementarían estas enseñanzas con escuelas de artes de arreglo floral, la vía del té, danza, teatro y una larga lista de exquisitas y refinadas virtudes propias de su posición social privilegiada.
La sección dedicada al bu suponía la vertiente más práctica de los samurái, ocupándose de la formación de guerreros diestros en el campo de batalla. Un samurái debía formarse en las artes de la guerra tanto en teoría como en práctica. La parte teórica se circunscribía al estudio de textos clásicos tanto chinos como japoneses, sobre maniobras de batalla, edificación de fortificaciones, contemplación de los fenómenos atmosféricos, etc. La práctica se llevaba a cabo mediante el estudio de las diferentes armas que podían manejar o necesitar tanto en el campo de batalla como en la vida diaria. En adición, técnicas de equitación, navegación y natación eran incluidas en el decálogo del perfecto guerrero nipón.

Ambas facetas del bunbu ryōdō quedaron recogidas en diferentes tradiciones en forma de escuelas familiares. Muchas de estas escuelas han quedado documentadas y algunas han sobrevivido hasta hoy en día, permitiéndonos conocer de primera mano aquellas enseñanzas a las que tenían acceso los samurái.
En esta conferencia realizaremos un ameno e instructivo recorrido por las más relevantes tradiciones de chadō, jujutsu, kadō, kenjutsu, kōdō, naginatajutsu, buyō, iaijutsu, nōh, hōjutsu, suijutsu, kyūjutsu… Gracias al estudio de las fuentes directas de la que bebieron los samurái podremos entender mejor su cultura y costumbres tal y como nos ha llegado hoy en día buceando a través de las implicaciones que puede tener el denominado código del bushido.

Marcos A. Sala Ivars.