Conferencia "La educación superior en Japón y el panorama actual de la cooperación académica con América Latina" de Chizuru Ushida, PhD - Universidad Nanzan, Japón









Resumen de la tesis

Evolución de la Desigualdad Étnica y la Educación en Bolivia


Department of International Development, Graduate School of International Development, Nagoya University – Japan

MSc. Antonio Leonardo Soto Murillo

Medido con los indicadores más frecuentemente usados, Bolivia históricamente ha sido calificada como un país altamente desigual. Varios estudios apoyan la noción ampliamente aceptada de que el grupo étnico que ha controlado la mayor parte de la riqueza y el poder político desde antes de la creación de la republica han sido los criollos y mestizos mientras los indígenas han tenido poca participación en ambos.

Transcurridos poco menos de dos siglos de independencia, los indígenas han obtenido grandes progresos en los derechos que les otorga el estado y una mayor participación en la economía. Sin embargo, hasta qué punto han logrado reducir la desigualdad es un tema de debate.

El objetivo principal de esta investigación es analizar la evolución de la desigualdad étnica durante un periodo de 19 años (de 1989 a 2008). El centro del análisis es el nivel de educación medido por el promedio de los años de escolaridad.

A diferencia de estudios anteriores, esta investigación intenta observar la evolución de los principales grupos étnicos del país por separado en vez de agrupar a todos los indígenas en una sola categoría. Esto permitirá identificar con mayor detalle cuales grupos étnicos obtuvieron mejores resultados o se quedaron atrás.

Los datos utilizados son de la Encuesta Nacional de Demografía y Salud en los años 1989, 1994, 1998, 2004 y 2008. La metodología usada es la propuesta por D. Quah (1993) basada en matrices de movilidad y estimaciones no paramétricas de las dinámicas de distribución.

Las principales conclusiones del análisis de los datos son:

  • Para todos los años que se tienen datos, el grupo con el mayor promedio de años de escolaridad es el de los no indígenas urbanos y el grupo con el menor promedio de escolaridad es el de los indígenas de áreas rurales. El grupo de no-indígenas se encuentra en Segundo lugar en las primeras bases de datos y recién es desplazado a tercer lugar por los indígenas de áreas urbanas después de 2004.
  • En un análisis general ha habido movimientos hacia la convergencia pero la brecha entre los no indígenas y los demás grupos étnicos sigue siendo grande.
  • De los grupos indígenas observados, los Aymaras son los que han logrado un mayor progreso, los quechuas también han tenido un progreso considerable y los Guaraní solo reportan una mejora marginal.
  • La brecha entre grupos étnicos tiene más de un componente. La barrera del lenguaje mientras que la distancia geográfica de algunas comunidades y factores como la discriminación también son importantes.
  • Cuando se compara datos de diferentes años usando el lenguaje nativo como indicador de la etnicidad se evidencia un importante grado de convergencia. Pero cuando se utiliza la auto-identificación como indicador de la etnicidad, las brechas son más persistentes entre años y los datos no muestran convergencia.
  • Las observaciones pertenecientes a las áreas urbanas tienen, en general, mucho mayor nivel de escolaridad que las rurales. Sin embargo las personas cuyo idioma nativo no es el español tienen menor escolaridad que aquellas del área rural pero cuyo idioma nativo es castellano.
  • El mayor factor de transformación que ha ayudado a cambiar el nivel de escolaridad de la población ha sido la migración de zonas rurales a urbanas. Los hijos de indígenas que nacen en centros urbanos tienden adquirir el castellano como su idioma nativo y tienen mayor acceso a centros educativos. Sin embargo en este proceso pierden parte de su identidad étnica.